Confidencial » Nación » Leer artículo

Juez dicta pena mínima que deberá purgar en el SPN

Diez años a policía homicida

“Las sentencias son de ineludible cumplimiento”, dice sobre resolución que Policía se negó a cumplir desde agosto.

Octavio Enríquez | 29/10/2012
@cabistan

El juez Ronaldo Morán Pozo, del tribunal segundo de juicio de Managua, condenó esta mañana a diez años de prisión al teniente Moisés Flores Larios por el delito de homicidio, luego que le leyó la sentencia que la Policía Nacional se había negado a cumplir desde agosto pasado.

“Las sentencias son de ineludible cumplimiento. Es un mandato judicial. Desde el momento en que fue declarado culpable ha perdido todos sus derechos. No podía (seguir en su trabajo). Queda en manos de la Policía si actuó de esa manera”, dijo Morán  Pozo en declaraciones a Confidencial minutos después de leída la sentencia.

Flores Larios, antiguo jefe de información del distrito uno de Managua, fue denunciado el viernes pasado por los familiares de Juan José Martínez que lamentaron la impunidad del sistema que había permitido que el asesino de su hermano continuara libre, pese a que la sentencia había sido emitida desde agosto.

La muerte de Martínez Ruiz ocurrió el 28 de agosto de 2010 y, según la versión de la Policía Nacional, el oficial actuó en defensa propia ante una situación que ponía en riesgo su vida cuando fue interceptado en los alrededores del autolote El Chele y cuatro hombres lo intentaron asaltar.

Una versión que difiere con la ofrecida por la familia de la víctima que asegura que su hermano tenía cuatro días de andar bebiendo licor, apenado por la muerte de su progenitora, cuando se encontró con Flores Larios persiguiendo a tres malhechores. Ofuscado, según Daisy Martínez Ruiz, el oficial golpeó a su pariente y dos días después falleció.

“El juez le concedió el beneficio de seguir en su puesto de trabajo mientras se desarrollaba el juicio”, dijo Juan Ramón Gradiz, Inspector General de la Policía Nacional cuando la institución salió en defensa de su oficial, a quienes los familiares acusan de tener antecedentes.

Según Daisy Martínez Ruiz, hermana del fallecido, Flores Larios fue protagonista de una agresión más a otro ciudadano, en la que habría llegado a un acuerdo durante un proceso de mediación, el que fue confirmado por la Comisión Permanente de los Derechos Humanos (CPDH).

 “La sentencia estableció la pena mínima para el delito de homicidio de diez años de prisión, el cual cumplirá en el Sistema Penitenciario”, explicó el juez que dijo que la defensa del policía no logró probar su inocencia.

“Vinieron pruebas de Medicina Forense, del Instituto de Medicina Legal que diagnosticó la muerte de Martínez por problemas  de golpes en al cabeza. Y así mismo se  presentó un testigo clave de los hechos que era el vigilante de la cuadra, donde éste observó directamente cuando el acusado Flores Larios golpeó en la cabeza y con puntapiés a la víctima. Este es un elemento clave en el juicio porque es un testigo presencial de los hechos”, informó Morán.

Notas relacionadas

Más en: Nación

Otros artículos del mismo autor