Confidencial » Nación » Leer artículo

Expresidente de Fenifut ligado a escándalo de corrupción de la FIFA

Rocha recibió 150 mil dólares en sobornos

Fiscales de Estados Unidos acusan a Julio Rocha López de aceptar el soborno por parte de la empresa Traffic Sports para hacerse con los derechos para transmitir y mercadear los partidos de eliminatorias mundialistas entre 2012 y 2018

Ismael López | Julián Navarrete | 28/5/2015
@lopezismael

El ex presidente de la Federación Nicaragüense de Futbol  (Fenifut), Julio Rocha López, acusado en Estados Unidos por delitos federales, recibió un soborno de 150 mil dólares de la empresa Traffic Sports, según la acusación radicada este miércoles en una corte de Nueva York.

La acusación detalla que Rocha López, que hasta el pasado martes fungía como Oficial para el Desarrollo del Futbol de la FIFA, vendió a Traffic Sports en 2011 los derechos para transmitir y mercadear los partidos de eliminatorias mundialistas entre 2012 y 2018 de la selección de futbol de Nicaragua en 1.2 millones de dólares.

Los fiscales estadounidenses detallan que Rocha recibió el soborno el 26 de mayo de 2011, a través del banco intermediario Itaú en Brasil, que luego trasfirió el dinero a otra cuenta de un banco en Miami, Florida. El destino final  fue Bankinter en España, donde el dinero fue depositado en una cuenta a nombre de Rocha López.

El ex secretario de la Fenifut, José María Bermúdez, confirmó que los derechos de transmisión de partidos de la selección los tiene Traffic Sports, una empresa que se declaró culpable en Estados Unidos el 14 de mayo pasado.

“Los acusados Traffic Sports EE.UU. Inc y de Traffic Sports International Inc se declararon culpables de conspiración de fraude electrónico”, precisa la acusación.

Rocha López fue presidente de la Fenifut por 26 años. En el 2012 asumió como Oficial para el Desarrollo del Fútbol, y entre sus funciones tenía destinar recursos para desarrollar el balompié en países pobres de Centroamérica, México y el Caribe. 

Sin embargo, según los fiscales estadounidenses, en febrero de 2014 se reunió en Miami,  Florida con representantes de Traficc Sports para intentar vender los derechos de partidos para la eliminatoria mundialista de 2022.

“Para mí eso no tiene ningún fundamento porque él desde 2012 no tiene nada que ver con la Fenifut”, expresó Bermúdez.

Un escándolo de corrupción internacional

Siete altos dirigentes de la FIFA, incluyendo a Rocha López fueron arrestados el pasado martes por autoridades suizas a petición de Estados Unidos. Son acusadas en una corte federal de Nueva York por crimen organizado, fraude electrónico, conspiración para lavado de dinero, entre otros cargos.

Todos los acusados son altos funcionarios de la FIFA que habían llegado a Suiza para participar este viernes en las elecciones para presidente del máximo organismo del futbol en las que Josep Blatter pretende reelegirse por quinta ocasión.

Rocha ha sido señalado de ser un operador de Blatter en Centroamérica y el Caribe para obtener apoyo en sus afanes reeleccionistas. Históricamente los países que han dado los votos para que Blatter salga victorioso son los de América Latina.

En total los fiscales acusan a 14 personas, de las cuales dos ya se declararon culpables. Según los fiscales para ocultar el dinero ilícito, los acusados simulaban servicios de consultoría, sociedades ficticias, cuentas en paraísos fiscales, contrabandeaban dinero y compraban bienes inmuebles.

Los fiscales aducen que el esquema de corrupción de los altos funcionarios de la FIFA data desde hace 20 años, tiempo en el cual habrían recibido 150 millones de dólares en sobornos de empresas dedicadas a comprar derechos de transmisión.

El actual presidente de la Fenifut, Jacinto Reyes, se encuentra en Suiza para participar en las elecciones de este viernes. El organismo del futbol  nacional emitió un comunicado reiterando que Rocha López “estuvo vinculado directamente a esta Federación hasta diciembre del 2012, fecha en que renuncia a su cargo al ser contratado por FIFA que lo nombra Responsable de la Oficina de Desarrollo para países de habla hispana de CONCACAF”.

La Confederación de Norte, Centroamérica y el Caribe de Futbol Asociación (CONCACAF) por medio de una declaración se mostró consternada por los arrestos del día de hoy involucrando a ejecutivos del futbol internacional, incluyendo a los de CONCACAF.

“La CONCACAF continuará cooperando con las autoridades en toda su capacidad. Por el momento, la Confederación no está en posición de hacer comentarios adicionales con respecto a estas alegaciones, que ya han sido tornadas a consejeros legales a través de los canales apropiados”, agregó.

El jordano Ali Bin Al Hussein, rival de Blatter en las elecciones del próximo viernes, declaró que “hoy era un día triste para el fútbol. Claramente, esta es una historia en desarrollo, cuyos detalles se están aún revelando. No sería apropiado comentar más en este momento".

Al Hussein enfrentará a Blatter en las elecciones a presidente de la FIFA que se celebrarán en el 65 Congreso FIFA, que se inaugura mañana.

El portavoz de la FIFA, Walter De Gregorio, expresó que las elecciones se desarrollarán “tal y como estaban planeadas”, y que los arrestos no están relacionados con la elección.

 “No está bailando en su oficina, está muy tranquilo, ve lo que sucede y coopera plenamente. No es feliz pero saber que esto es la consecuencia de lo que iniciamos. Sorprende que haya pasado hoy, pero no que pase", añadió sobre el suizo, que está "concentrado" en el Congreso del organismo, pero "relajado porque no está implicado", aseguró el portavoz.

De Gregorio afirmó que las sedes de las Copas del Mundo de Rusia 2018 y Catar 2022, señaladas de manipuladas en la acusación, se mantienen vigentes.

FBI: Corrupción pudrió al futbol

El director del FBI, James B. Comey, señaló en un comunicado emitido por el Departamento de Justicia de Estados Unidos, que los sobornos y el dinero ilegal se convirtieron en la manera corriente de hacer negocios dentro de la FIFA. “Hasta que la corrupción pudrió el deporte más grande del mundo”, agregó.

La Fiscal General estadounidense, Loretta Lynch, acusó a los implicados  de participar de una red de corrupción sistémica y desenfrenada. Ejecutivos de marketing deportivo de Estados Unidos y Sudamérica que acusados de “distribuir más de 150 millones de dólares en sobornos para cerrar acuerdos lucrativos de derechos de retransmisión de partidos y marketing de torneos internacionales de fútbol”.

La fiscal Kelly T. Currie señaló en el mismo comunicado que “las acciones de hoy son sólo el comienzo de nuestro esfuerzo en erradicar la corrupción en el fútbol internacional”.

Más en: Nación

Otros artículos del mismo autor