Confidencial » Política » Leer artículo

Cenidh: deducción partidaria a empleados en planilla del Estado viola la ley

FSLN 'celebra' extorsión del 3%

Lo que antes condenaban, ahora dicen que es ¨voluntario”. Como Somoza en el PLN y Alemán en el PLC, Ortega repite la misma práctica para financiar al partido de gobierno

Octavio Enríquez | 17/2/2014
@cabistan

Las deducciones en la planilla de pagos del Estado a los empleados públicos para financiar al partido en el poder encontraron en el Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN)a un crítico vehemente mientras estuvo en la oposición, peroahora los sindicatos pro gobiernistas alegan que se trata de una decisión voluntaria, mientras los legisladores sandinistas aducen que es producto de la conciencia política de sus militantes y no el fruto de una imposición.

Luis Barboza, secretario de la Central Sandinista de Trabajadores¨José Benito Escobar¨, se incomoda cuando se le pregunta por qué el FSLN cambió su punto de vista ahora en el poder, pues cuando gobernó Arnoldo Alemán (1996-2001)criticaron que se aplicara una deducción del cinco por ciento del salario a los trabajadores para financiar al Partido Liberal Constitucionalista (PLC).

El cuatro de febrero pasado, trabajadores de la Dirección General de Aduanas (DGA) denunciaron papeles en mano a Confidencial que las autoridades de esa institución hicieron circular hojas para empadronar a los empleados públicos, a los que les deducen el 3 % de su salario registrado en la planilla del Estado, una práctica que también se realiza en el consorcio privado Albanisa bajo control de la familia presidencial,donde los trabajadores morosos con la contribución se les ordena pasar a la oficina del presidente de la empresa, Francisco López, tesorero del partido de gobierno.

En junio del año pasado, el diario La Prensainformó que el 3 % se les estaba deduciendo a los empleados de la Dirección General de Ingresos (DGI) en el pago de sus salarios.

Barboza sostuvo que hasta ahora no ha visto ninguna carta “de un compañero que diga ´yo renuncio´ (a cotizar). Si hay esas denuncias, hay que fundamentarlas. Aquí están mis cartas de renuncia y me siguen deduciendo. Si te muestro mi carta, entonces sí podés decir que es un abuso, un atropello a la voluntad de ese trabajador”.

Barbosa insistió: “Habla con ellos, que te digan cómo se llaman, o que metan la carta…. El Partido en cada institución hay un representante y verá cuáles son sus comportamientos, en los barrios todo mundo sabe cuál es su responsabilidad y en el barrio los militantes vamos a pagar. Eso es así”, alegó.

Somoza y Alemán 

Se trata de una vieja práctica de extorsión a los trabajadores del sectorpúblico, según el ex diputado Danilo Aguirre Solís que recordó que bajo la dictadura somocista se le quitaba el cinco por ciento a los empleadospara entregarlo al Partido Liberal Nacionalista.

“Siempre se ha dicho que es voluntario, cómo te podés imaginar que es voluntario alguien que está defendiendo su salario para que no lo despidan. Si no los da, sabe que puede perder su trabajo, esa voluntariedad no es más que una forma de encubrir (el abuso)”,  explicó Aguirre que señala de cómplices a los sindicatos actuales.

Para la ex diputada Mónica Baltodano, lo más cuestionable del caso es que se vulnere el derecho de los trabajadores para hacer la imposición desde la misma nómina, lo que constituye una ilegalidad.

Una violación de derechos humanos además para la doctora Vilma Núñez, presidenta del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh). “Cualquier deducción del salario es completamente violatorio del derecho a tener un salario completo de acuerdo a lo convenido, a lo establecido. Los derechos laborales son derechos humanos. Es una confiscación”, explicó Núñez.

Durante el gobierno de 1996-2001, cuando el FSLN se oponía a las deducciones, el tema  de ladeducción a los empleados públicos en planilla generó un debate en la opinión pública que obligó al ex presidente Arnoldo Alemán a ordenar el cese de la aplicación de las deducciones. Un factor decisivo  fue que el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) estuvo a punto de  no desembolsar un préstamo de 50 millones de dólares, luego que comprobara que en el FISE se habían estado deduciendo del salario a empleados que se pagaban con fondos de proyectos BID,para financiar de modo adelantado al PLC en la campaña electoral municipal.

“El Presidente le explicó a Enrique Iglesias (presidente del BID) que aunque el número de empleados que cotizaban al PLC era menos de mil, en todo el gobierno, comprendía que podía crear una imagen negativa por la forma en que se hacía, al hacer una deducción de planilla; en consecuencia anunció que giraría instrucciones para cancelar esta práctica de hacer deducciones”, relató en ese momentoa Confidencial elentonces canciller, Francisco Aguirre Sacasa, gobernador por Nicaragua ante el organismo multilateral.

Los señalamientos del FSLN

Al conocerse el abuso de Alemán, el FSLN se opuso con firmeza a la práctica liberal y diputados sandinistas como Wálmaro Gutiérrez, hoy presidente de la comisión económica, dijeron que era completamente ilegal que al trabajador se le dedujera algún tipo de aporte proveniente de la planilla.

“Los únicos casos permitidos son por orden judicial, cuando hay una intervención directa en el salario del funcionario público. Si no hay orden judicial, cualquier otra intervención es ilegal”, manifestóentonces Gutiérrez.

El legislador sandinista dijo que si los fondos públicos se estaban destinando al PLC y no a los sueldos se estaban desviando el fin que se había presupuestado—concepto de salarios—lo que representaba una violación a la ley de régimen presupuestario.“Desde ningún punto de vista debe permitirse que las deducciones se hagan a priori. Tienen que ser a posteriori, hasta que te pongan tu sueldo en las manos. Ahí es donde vos demostrás que es voluntario, porque de otra forma es compulsivo. Más grave aún es el caso del FISE, que maneja una tontería del presupuesto de ingresos del tesoro, pero maneja cantidades navegables en recursos del exterior”, manifestó.

Ahora es “asunto de conciencia”

Las deducciones en la planilla de los empleados públicos para financiar al FSLN, ahora en el poder,  es un tema que los legisladores sandinistas prefieren evadir.  Algunos esbozan una sonrisa cuando oyen la pregunta y otros se ponen molestos. Sin embargo, José Figueroa, el segundo jefe de la bancada sandinista, negó cualquier presión a los empleados públicos, aunque defendió la obligación del militante para contribuir a que el partido se sostenga y desarrolle.

“Aquí no obliga nadie a nadie, esto es una cuestión de conciencia política y de estatutos partidarios”, dijo Figueroa. Mientras tanto, Gutiérrez sostuvo que en su caso su posición es la misma que en la época de Alemán, pero adujo que “lo ideal es que (los empleados) fueran a las instituciones correspondientes, las que abrieran el informativo de ley y que con las resultas del caso endilgarle responsabilidad a quien responsabilidad tiene”.

Las deducciones a los diputados


El vicejefe de bancada del FSLN, José Figueroa, confirmó que en el caso de los legisladores sandinistas, se cumple con los estatutos del partido y ellos contribuyen de manera voluntaria cediendo el diez por ciento de su salario al partido sandinista.

“Yo como diputado aporto voluntariamente al partido, todos los militantes del FSLN que de forma voluntaria aportan. Yo aporto el diez por ciento de mi salario, todos los diputados aportamos voluntariamente”, dijo Figueroa al confirmar que ese es el porcentaje que les deducen.

Gutiérrez en cambio dijo que en su caso prefería reservarse cuánto dinero aportaba. “Yo de manera voluntaria y directa hago cotización directa al partido, no me deducen ni un centavo, hago depósito, es voluntad del funcionario y empleado de hacerla. Quisiera que sea parte de mi arbitrio, como es algo que me corresponde a mi si quiero dar el 10%; 20% es mi problema”, se excusó.

En el caso de los diputados del Partido Liberal Independiente (PLI), las contribuciones son del 7% del salario, aunque el diputado Alberto Lacayo dice que “no es religioso”, sino cuando están participando de actividades especiales como los próximos comicios del caribe o para cubrir el pago de asesores de la bancada y secretarias.

“Uno da. No es que te quitan (en el caso del PLI). Uno no tiene más remedio que dar. Un mes le puede tocar a uno, un mes le puede tocar a otro. Ahorita para la Costa me estoy bolseando”, explicó Lacayo.

Según el legislador liberal, un diputado gana como salario neto 2,300 dólares después de las deducciones y reciben además 500 litros de gasolina mensuales.

Comentarios

8
Alex Arguello

Ese es el precio que tienen que pagar los lamebotas por sapos. Definitivamente la chayo debería de quitarle a sus diputados, alcaldes, ministros el 100% del salario si ya hasta el habla les quitaron. O me van a decir que tienen derecho a hablar con los medios? Si son títeres por no decir payasos

7
Martín Gallegos Velasquez

No es delito cotizar para cualquier organización, el delito esta en extenderlo de forma chantajista hacia otros empleados que no son Orteguistas, pero que por mantener sus cargos, se han tenido que afiliar al partido de gobierno, esta es una forma cruel de comprar conciencias e incondicionales.

6
Luis Bends

Estoy de acuerdo en que el partido de gobierno dedusca del salario de los trabajadores del sector público una cuota sustancial para el partido FSLN. Creo que el 3% es todavía in percentage insignificante debería ser in razonable 10 o 20% Que cteo todos aportarian con mucho gustó.

5
Roberto

Estimado Camilo García. Se observa a muy simple vista que el fanatismo no te deja ver más allá y que nadie te está diciendo que no le des a tu partido. Si querés dale hasta tu casa. El punto es que por todos lados andan repartiendo fichas para llenarse. Casualmente por lo general son los administradores de las empresas los que andan con ellas en las manos. Si vos no has sentido la coerción es porque evidentemente estás de acuerdo con lo que se está haciendo. Seguro también estás de acuerdo con que se lleven voluntariamente a los trabajadores del estado a rotondear. Te recomiendo que te leas un poquito de la historia del gobierno de la familia Somoza. Si encontras algún parecido con lo actual seguro es mera casualidad.

4
Roberto

Estoy completamente de acuerdo con el diputado Gutiérrez. Si quieren dar 1,3 5 50% o todo su salario para el partido, están en todo su derecho. Si el dinero es de quien lo gana honradamente. Y por lo mismo no pueden hacer deducciones directas de la planilla en las empresas estatales, porque todos tenemos claro que hay coerción en el hecho. Muy bien diputado Gutiérrez, pero sería bueno para todos los empleados públicos a quien usted se debe, y protestara de igual manera que lo hizo con el gobierno sinvergüenza de Alemán. Tome la misma bandera y defiéndalos. Enfrente a los de su partido y dígale que la cotización es voluntaria cuando se tiene en mano el dinero que ganado y de allí toma para darle a quien él quiera. Seguro no solo yo estoy ansioso por verlo a usted hacerlo.

3
José Carlos

Para los empleados seudo-sandinistas es el costo de ser borregos, esquiroles y sumisos lamebotas del dictador. Para los empleados no sandinistas es el costo que deben pagar por sobrevivir, pero pierden su dignidad humana y los hacen sumisos de las bajas pasiones políticas del dictador.

2
camilo garcia

Y cual es la alharaca, ahora resulta que se "rasgan" las vestiduras porque el partido sandinista "obliga a sus militantes" a dar su cotización; por favor señores sean mas responsables; toda persona que pertenece a alguna organización (sea politica, social, gremial, sindical), tiene como deber sostener a dicha organización, o como creen que se sostienen la barra de abogados, el colegio de periodistas, los sindicatos, el colegio de medicos, etc, etc, etc. Entonces no vengan con el "cuento chino" que nadie se los cree; si yo como militante decido dar mi aporte al FSLN es mi problema, él que no quiera cotizar simplemente que renuncie y no haga "denuncias anonimas", y para cerrar pongo mi verdadero nombre para que no me tilden de "cobarde o chantajeado", el frente sandinista es un partido de vanguardia que tiene 53 años de existencia y seguirá existiendo

1
RODRIGO OBREGÓN ROBLES

El cambio de 180 grados en la Estrategia de acumulación de Capital del partido de gobierno actual, quien mientras fué oposición estigmatizó las "Cuotas voluntarias para el Partido" impuestas a los trabajadores del Estado por los Gobiernos que adversaba, hoy no solo la aplica, sino que la supera en voracidad, al expandirla al ámbito de lo Privado - ALBANISA-, esto evidencia una vez más que el pensamiento de A. C. Sandino, Carlos Fonseca y la Mística Revolucionaria de lo que fué el F.S.L.N. sufrió una Mutación Perversa hacia el Capitalismo Salvaje, la Explotación de los trabajadores para mantener como Reyes a una familia y a su círculo de incondicionales.
A los Diputados que les quiten el 100 % si es posible, por que ya sus puestos no tienen razón de ser ahora que Constitucionalmente las leyes las dicta via decretos el Presidente de la República junto al presidente del COSEP.

Notas relacionadas

Más en: Política

Otros artículos del mismo autor