Confidencial » Nación » Leer artículo

Familiares de acusado por crimen demuestran que es oficial de carrera

"Es un montaje de la Policía"

Acusado de asesinar a William Calderón estuvo asignado a Tropas Especiales de la Policía y participó en operativos, por los que lo condecoraron. Es francotirador, con número de chip 1368. Autoridades dicen que lo retiraron en enero

Octavio Enríquez | 8/10/2013
@cabistan

El proceso judicial por el asesinato a tiros en un bar de Managua de William Calderón, un personaje vinculado a negocios oscuros en la Policía Nacional, se convirtió en una caja de sorpresas cuando los familiares de quien se señala como sicario revelaron que es miembro condecorado de las tropas especiales de la institución aunque ésta dice que lo retiró hace un año.   

La Fiscal Adjunta Ana Julia Guido dijo este lunes que en el expediente no hay ninguna mención al pasado policial de los implicados, citados a una nueva audiencia el próximo 17 de octubre, mientras el comisionado general Ramón Avellán, subdirector a cargo de las investigaciones, no ofreció declaraciones a los periodistas después de concluir un encuentro con fiscales centroamericanos en Managua, el que abandonó rápidamente.

Los familiares de  Pedro Alfonso González, de 31 años, detenido en las celdas de la Dirección de Auxilio Judicial, relataron a Confidencial que su pariente es francotirador, número de chip 1368, con trayectoria en la Policía, ex miembro de la Dirección de Operaciones Especiales, asignado a Río San Juan, con el rango de suboficial mayor y actual miembro de las tropas de intervención rápida conocida como Tapir.

En la acusación ni siquiera se establece el móvil del crimen. “Un sicario no va ser tan ridículo de matar a una persona y quedarse viviendo dentro del mismo país”, dice convencido su hermano Alejandro, frente a la narración de hechos que la Policía realizó el sábado cuando presentaron a González como el autor de los disparos y a Sergio Ramón Meléndez como su encubridor.

Según la investigación oficial, González llegó el 28 de septiembre en una moto conducida por una persona no identificada al bar de Camilo, ubicado en el Reparto San Juan de Managua. “Alrededor de las seis y media de la tarde se presentaron dos sujetos en moto, el acompañante (Pedro González) se bajó y se fue directo donde Calderón disparándole siete veces consecutivas a una distancia de medio metro, para luego salir huyendo con rumbo desconocido”.

La Policía señala que al momento de la captura de los implicados localizaron la pistola Ceska calibre 32 serie n6450, el arma del crimen en la casa de Meléndez. González fue detenido en el barrio Bertha Díaz, al norte de la capital, donde viven sus padres adoptivos, después de permanecer oculto en la vivienda del otro implicado ubicada en Casa Real, a kilómetros de distancia.

Ninoska Matute Gutiérrez y Olga González, compañera de vida y madre del acusado respectivamente, se enteraron por los diarios de la noticia. “Yo me di cuenta porque Alejandro me dijo que estaba detenido, fuimos a preguntar. Nadie nos dijo nada. No nos notificaron, nos enteramos por los periódicos”, dice Matute, con quien convive desde hace ocho años y es madre de un bebe de 20 meses.

“Durante 14 años ha sido leal a la institución, dando su vida, es disciplinado, ordenado, es uno de los mejores que ha tenido la DOE, su cargo es francotirador, la misma institución lo ha formado. No creo. Es un montaje que la misma Policía le está haciendo”, dice Matute.

Fotografías demuestran trayectoria                                                                                      

En casa, conservan fotografías de González con y sin pasamontañas, en una imagen con el comisionado general Juan Báez, ahora en retiro y jefe entonces del área de Asuntos Internos dentro de la institución. En otra imagen, posa contento junto al comisionado general Xavier Dávila, actual director de la Academia.

“Todos los altos mandos lo conocen muy bien. Carlos Palacios, que ahora está retirado, a Báez, Gilberto Ruiz, que era su jefe inmediato. Él le dirigía cartas a la comisionada Granera (muestran una en que González protesta porque fue suspendido de un curso de intervención táctica impartido por cubanos)”, agregaron los familiares.

Alejandro González, el hermano, dice que el acusado ha participado en varios quiebres de droga, en mucho trabajo de inteligencia—muestran un diploma de reconocimiento por las operaciones antinarcóticos Fénix y Gladiador— “y si se le permite llegar hasta allá (cárcel) va a venir de vuelta en un cajón, no entendemos por qué lo quieren enredar en esta farsa.  Detrás de la Policía hay muchas cosas ocultas que nadie las ha podido aclarar y mi hermano es un chivo expiatorio”.

González y Meléndez si se conocían. En su calidad de instructor en polígonos de tiro, el oficial detenido había sido profesor del segundo, reconocieron sus familiares que cuestionan varios aspectos técnicos de la investigación: ¿Por qué si es un hombre tan diestro usando armas iba a llegar disparando siete veces a Calderón a corta distancia cuando podía dispararle desde mil metros y acertar? ¿Por qué en la acusación dicen que dispara con la mano izquierda, él es derecho?

El comisionado mayor Fernando Borge, jefe de relaciones públicas de la Policía, no comentó a Confidencial la participación de González en las filas del orden. “Llamame en hora y media para darte una versión”, prometió. Después ya no respondió su celular.

Sin embargo en el diario La Prensa, en su edición de este martes, Borge aseguró que González fue dado de baja en enero de este año por “comportamiento indebido como abandonar su trabajo por ingesta de alcohol”. Familiares  de González relataron más bien que fueron hasta las instalaciones de la Dirección de Operaciones Especiales, a raíz de la detención, para preguntar por su pariente y a las oficinas de la Dirección de Auxilio Judicial. Hasta entonces les dijeron que no era policía.

"En el 2012 presentó comportamiento indebido, tenía muchas ausencias por consumo de bebida alcohólica, por eso se decidió correrlo y darle de baja y se le retiró su arma de reglamento y se procedió al trámite de baja que se le dio en enero de este año”, dijo Borge a La Prensa.

El pasado de William Calderón

A su muerte, Calderón tenía 52 años y había sido protagonista de casos de corrupción que sacudieron a lo interno las filas del orden. 

El más notable de estos casos fue el asesinato el 31 de marzo de 2006 del empresario de clubes nocturnos Jerónimo Polanco, gracias al que se descubrió una red para captar coimas en la que salió involucrado el ex jefe de la Policía de Managua, el comisionado mayor Carlos Bendaña.

Un hijo de Calderón, Lenín, purga condena por el crimen. En marzo pasado, su nombre apareció mencionado en el robo de varios fusiles AK-47, propiedad de la Policía, de una armería ubicada en el barrio Santa Rosa de Managua.

Comentarios

7
william

es lamentable lo que pasa en nuestro pais ese brother lo conoci desde que eramos de las tropas policiales la verdad la institucion policial esta siendo fraudalenta como siempre suele ser. solo algunos de ellos pueden hacer lo que quieren hacer si tienen todo el sistema operativo para hacer lo que desean con uno. por eso me tuve que salir de la misma policia nacional por ser lo que suelen ser por eso temo de mi vida. pero nadie puede regular tales hechos. aqui esta peor que mexico la mafia no se acabara por que la mafia tiene miedo de lo que hay aqui. poder sobre poder.

6

Esta investigación policial abre un nuevo reto para la policia más cuando uno de sus miembros o exmiembros está siendo investigado por serios delitos que involucran la vida de un ser humano, posibles actos de corrupción y vendetas del narcotráfico.
Hay que dejar que las investigaciones transcurran, sobre todo notando la eficiencia policial cuando estos presuntos sicarios ya fueron arrestados, en otros paises Centroamericanos estos hechos solo son una estadística con pocas posibilidades de concluir con la detención de los culpables.
Hay que darle un voto de confianza a la Policia y recuerden que cualquier institución es controlada por un humano que en su momento puede tener debilidades pero con una institución honrada va a ser juzgado de acuerdo a la ley.

5
Fernando

Un policia en la frontera, un crmen al estilo sicariato y un maje implicado en negocios sucios, armas, muertos etc. = SON NARCOTRAFICANTES.

4
Gonzalo Carrion M.-

La baja en la PN es mediante un proceso administrativo, donde el agente es parte (derecho a ser oido) y la decision es una resolucion fundamentada, con derecho de apelacion. ¿La baja fue deshonrosa, notificada y apelada...?.- Lo anterior no aclara el crimen ni la participación o No del Sr. Gonzalez, pero podría enturbiarlo más.

3
Norys Aplicano

¿Hasta donde vamos a llegar con esta policia? ¿Se justifica tal accionar?
¿Que ocultanestos ingratos? Honor, Seguridad, Patriotismo, en donde quedan esas palabras,? entonces nos volvemos utopicos.......

2
ramon gomez

Si estuvieran ocultando algo, jamas hubieran detenido a ese ex-policía. Una cosa es lo que fué y aprendió y otra la barbaridad es lo que hizo después. CON TODA RAZON LO RECHAZARON PARA UN CURSO Y VALE MAS... LO QUE ENSEÑAN CREO YO DEBE SER PARA SALVAR VIDAS NO PARA SER UN VULGAR DELINCUENTE, AUNQUE ESO PASA EN TODO PAIS. CUAL ES EL ESCANDALO?
PARA QUE VEAN QUE LA POLICIA DE NICARAGUA , NO PERMITE QUE SE INFILTRE EL CRIMEN ORGANIZADO Y DEBERIA HABER PENA DE MUERTE PARA AQUELLOS TRAIDORES.
ESTE SERIA UN BUEN CANDIDATO EN EE,UU

1
oswaldo quezadao

en principio, el hecho que fuese (todavía??) policía activo (por muy condecorado o rango) no lo exime de la sospecha de lo que se le acusa, pero me llama la atención que la Policía Nacional, al detenerlo no informa (como posteriormente sí lo hizo) que el acusado había sido policía (solo por esto el actuar de la Policía es incorrecto y algún superior o hasta la Directora debería de asumir las consecuencias: renunciar a su cargo). Es comprensible que los familiares salgan en defensa del acusado, pero CONFIDENCIAL debería investigar si es o no cierto que el acusado era todavía Policía activo (esto desacreditaría mas a la Jefatura de la Policía) e ir a fondo, acerca de los motivos de este asesinato que aparenta haber sido por encargo, para que los que resulten culpables (contratados y contratante(s)) paguen por el delito

Más en: Nación

Otros artículos del mismo autor